Antes de un viaje largo, pon a punto tu coche


Muchos conductores están preparando las maletas. Y es que Agosto ya está llegando. Unos optarán por viajar en avión, otros en tren o en barco, la cuestión es ir a disfrutar de unos días en familia, solos o con amigos… y desconectar.

Una gran mayoría usará su coche, un coche que debe de estar a punto.

Aunque no es algo en lo que nos solamos fijar, en verano puede ser habitual cruzarnos con algún que otro coche averiado por la carretera. ¿Verdad que no te gustaría ver arruinadas tus vacaciones por una avería en el coche? Muchas de las averías que se producen en esta época se pueden evitar si se cuida el coche y lo hemos puesto a punto en el taller, claro. Así que, para evitar problemas y viajar con seguridad hay una serie de elementos que debemos revisar.

Aunque se debe realizar un mantenimiento del coche a lo largo de todo el año, y siguiendo las recomendaciones de los fabricantes, lo cierto es que muchos conductores no se preocupan como deberían de ello. Por eso es altamente recomendable que antes de salir de vacaciones con el coche, lo pongas a punto.

Hay un grupo de componentes y sistemas que conviene revisar, y comprobar su buen estado, antes de emprender un viaje. Uno de ellos, vital, los neumáticos. Estarás cansado de oír que son un pilar importante para la seguridad. Y es verdad. Los neumáticos son el elemento de unión entre el coche y el asfalto. Circular con la presión adecuada y con las gomas en buen estado es vital para la seguridad. Así que, antes de lanzarte a la carretera, revísalos y comprueba que la banda de rodadura supera el mínimo legal (1,6 mm).

Los frenos son otros componentes a revisar. Asegúrate de que el líquido de frenos está entre el máximo y el mínimo, y que los discos y las pastillas están en buen estado. Del mismo modo, asegúrate de que los amortiguadores cumplen bien su función, y que el nivel de los líquidos, tanto del refrigerante como del aceite, son correctos.

Las luces son otro elemento importante y que deberías revisar siempre. Comprueba que no tienes ninguna bombilla fundida y que el haz luminoso de los faros delanteros está bien alineado para no deslumbrar al resto de conductores. Es fundamental asegurarte de que dispondrás de una correcta iluminación en la calzada cuando caiga la noche.

Si tienes cualquier duda, o aún no has puesto el coche a punto, confía tu seguridad vial este verano a un profesional: acércate a nuestro taller.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat